domingo 13 de octubre de 2019

Noticias | 20 sep 2019

Sociedad

La secuestraron en 1995 cuando tenía 4 años y encontró a su mamá en Facebook

María Fernanda tenía 4 años cuando la secuestraron del jardín de su casa en Marcos Paz. Pese a que la policía la buscó por mucho tiempo, nunca dieron con ella. Su mamá nunca dejó de buscarla.


María Fernanda tenía 4 años cuando la secuestraron del jardín de su casa en Marcos Paz. Pese a que la policía la buscó por mucho tiempo, nunca dieron con ella. Su mamá nunca dejó de buscarla: publicó un video en el que cuenta su historia y pide información sobre el paradero de su hija.

La historia de María Fernanda ganó las tapas de los diarios en febrero de 1995. "Fue un ajuste narco entre mi abuelo paterno y las personas que me secuestraron", contó la joven que ahora tiene 1995 a el canal El Tres. Ocho meses después de que se la llevaran su padre y su abuelo, Fernando y Horacio Esquivel, fueron detenidos acusado de integrar una banda que asaltaba comercios y traficaba droga.

Ahora decidió romper el silencio porque sus apropiadores la están amenazando y tiene mucho miedo. También, porque está convencida de que "uno nace con el derecho a saber quién es" y su testimonio puede "ayudar a quienes estén atravesando una situación similar".

"Hola hija, quiero que sepas que te sigo buscando,te arrebataron de mi vida cuando tenías 4 años, ahora tenés 28, naciste el 4 de enero de 1991 en el hospital Vélez Sarsfield, tal vez te sientas identificada con la foto que voy a poner, te pareces mucho a mí, y a tus tíos", le habló su mamá en el video que posteó en su Facebook.

"Tu nombre verdadero es Marina Fernanda Aragunde, te decían Culi, ese era tu apodo, y tu tía Andrea es tu madrina, le decías Andy, tu papá se llama Fernando, tu abuelo paterno Horacio, tu abuela materna Elsa, pero le decías Mecha y tu abuelo materno Jorge. Le pido a Dios que me estés buscandoy que tengas recuerdos, porque es imposible que te olvides, eras muy despierta y tenías mucha memoria", siguió la mujer.

El mensaje llegó. La joven que vive en Rosario se contactó con su madre biológica. "Hablé con ella por privado", contó María Fernanda. También relató la primera vez que la vio. "Es como que se te completa el alma y son recuerdos que te vienen. "No me acordaba de ella, se me venían formas de los cuerpos pero no las caras, pero sí la reconocí cuando le vi las manos, el roce de la piel, fue muy fuerte", contó María Fernando.

"La gente que busca a un hijo, a un hermano o algo, que lo busquen, que no pierdan esas esperanzas, porque va a aparecer. No pierdan esas esperanzas, porque mi mamá me encontró después de 24 años", dijo al final en su relato.

Fuente: La Nación

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS