lunes 24 de septiembre de 2018

Noticias | 11 sep 2018

Salud

Con un análisis de sangre se puede conocer el reloj biológico de los pacientes

Esa información será útil para definir las dosis y los momentos del día en los que las personas deben recibir sus medicamentos.


En tan sólo una hora y media, a través de un análisis de sangre se puede conocer el "reloj interno" de los pacientes, un dato que puede ayudar en la optimización del tratamiento de enfermedades.


El proyecto, conocido como TimeSignature, utiliza las muestras de sangre que resultan de dos extracciones para conocer cuál es el tiempo biológico, el que realmente indica si el cuerpo de las personas responden al horario real del entorno en el que se encuentran o si su sistema se encuentra en otro momento del día.

El equipo examinó 20.000 genes y descubrió 40 genes que tenían más probabilidades de activarse en ciertos momentos del día, según el reloj interno de una persona. Por ejemplo, si el cuerpo de una persona cree que son las 6 de la mañana expresará más gen A que el gen B; mientras que si piensa que son las 8, quizás exprese más del gen C y un poco de los genes A y B.

Los procesos que siguen los órganos están orquestados por ese reloj biológico, que a su vez está marcado por el llamado ritmo circadiano, el que define los plazos para estar dormido o despierto en base a la luz.

Mientras algunas personas están sincronizadas con el tiempo del día, otras no, con las consecuentes dificultades que implica en la aplicación de los tratamientos para diversas enfermedades.

"La determinación del estado del reloj fisiológico interno de un individuo tiene implicancias importantes para la medicina de precisión, desde el diagnóstico de trastornos neurológicos hasta la optimización del suministro de fármacos. Para ser útil, dicha prueba debe ser precisa, accesible para el paciente y robusta a las diferencias en los protocolos del paciente, la recolección de muestras y las tecnologías de análisis. TimeSignature es un enfoque de aprendizaje automático para predecir el tiempo fisiológico basado en la expresión génica en sangre humana", explican los autores.

Según el artículo publicado en la revista especializada Proceedings of the National Academy of Sciences (PNAS), la nueva herramienta permitirá que los médicos tengan acceso rápidamente al reloj interno de los pacientes para decidir las dosis y los momentos del día en los que las personas deben recibir sus medicamentos para que sean más efectivos.

El avance, anunciado ayer, fue desarrollado por investigadores de la Universidad de Northwestern, en Chicago.

Entre los autores se encuentra Phyllis Zee, quien aseguró que "muchos fármacos tienen momentos óptimos para las dosis", y que "conocer el reloj del cuerpo es crítico para conseguir los beneficios más efectivos", ya que pueden ser diferentes a los de otras personas. 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS