sábado 21 de mayo de 2022

Noticias | 11 may 2022

Clínica San Jorge incorporó nueva tecnología de endocápsulas digestivas

Se trata de una cápsula con cámaras que es ingerida por el paciente y permite estudiar el intestino delgado por dentro detectando causas de sangrado, anemia y otras afecciones.


Se viene otra innovación en tecnología médica de punta: la endocápsula digestiva. ¿Qué es y para qué sirve? ¿Hay experiencias previas con ella en la región? ¿Desde cuándo estará disponible en Ushuaia? Entrevistamos a la Dra. Paula Carrillo, médica especialista en Gastroenterología de Clínica San Jorge, para conocer más del tema. 

 

¿De qué se trata esta innovación que incorporará la Clínica?
Es un método para estudiar el intestino delgado, es decir, el intestino del medio, al que no se puede acceder muchas veces con las endoscopias clásicas. La endocápsula digestiva es muy útil en casos de pacientes que tienen anemia sobre todo, o en casos donde hay un sangrado cuyo origen no se puede determinar. 

 

¿Cómo funciona y cuáles son las ventajas de este método?
Una de las ventajas de la endocápsula digestiva es que se trata de un método no invasivo. Es bastante amigable para el paciente, ya que no requiere anestesia, solo una simple preparación. Luego el paciente ingiere una cápsula, similar a un comprimido, que en su interior tiene muchas cámaras. Estas microcámaras van captando imágenes, van haciendo una filmación a medida que la cápsula que las contiene va pasando por el intestino. La cápsula gira y graba en 360 grados. Así, los especialistas podemos observar todo el intestino delgado por dentro y detectar la causa en caso de sangrado, de anemia, o en pacientes con enfermedad celíaca que no responden a los tratamientos, etc. También nos sirve si tenemos sospechas de tumores y de enfermedades inflamatorias. Es un método que tiene muchísimas indicaciones posibles. Es simple y muy útil.


¿Hay experiencias previas de su uso en la ciudad o en la región? ¿Qué dificultades podría conllevar su implementación?

El estudio no se hace actualmente en Ushuaia. No vemos dificultades porque el procedimiento es sencillo. El paciente consume la cápsula; luego la elimina; así la recupera, la entrega a la Clínica y su contenido se envía a través de Wi-fi; finalmente, con un software especializado se leen las imágenes y se realiza un diagóstico.

 

¿Desde cuándo estará disponible el nuevo servicio en la Clínica, y quiénes podrían acceder a él? 

Nuestra idea es implementarlo cuanto antes. Contamos con el software necesario y estamos en contacto con personal especializado. Todos los pacientes de la Clínica podrían acceder a este estudio y sus ventajas, en caso de necesitarlo.
 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS